• Altorre

¿Golpismo u oportunismo?



Así se ve lo que se dice...


Por: Alberto Torres/ Altorre



MORELIA 07-06-21.- Este es el documento por el que el diputado Antonio Soto Sánchez acusó de golpismo político la remoción como coordinador del GPPRD en la 74 legislatura y que solicitaron sus compañeros Toño Soto amenazó con renunciar al grupo parlamentario si no retiran esta solicitud de la mesa directiva del Congreso. Como oportunamente lo informamos en este mismo espacio, uno de los puntos tratados por el legislador expresidente del PRD en Michoacán en rueda de prensa, fue la notificaron que los diputados Tony Martínez, Araceli Saucedo, Octavio Ocampo, Ángel Custodio Virrueta,metieron una carta de relevo de sus funciones como coordinador del grupo, ypidiendo su remoción y sustitución de la JUCOPO, lo anterior para los dos meses que le restan a esta legislatura. Estas acciones que el legislador calificó de golpistas, y desleales, no le fueron notificadas de antemano, dejándolo en estado de indefensión.

Sin embargo en la conferencia de prensa el legislador fundador del Sol Azteca, advirtió que existe sospecho sismo, porque si el relevo es solo para las dos sesiones que le restan a la legislatura, no tendría ningún caso, pero advierte que habrá un periodo extraordinario de sesiones en las que el experimentado político, ve intenciones de sacar de la congeladora los nombramientos pendientes que durante los últimosdos años; algunos de ellos no se pudieron votar por falta de acuerdos entre los diferentes grupos. Existe la sospecha fundada que luego del proceso electoral y el reacomodo de algunos legisladores, como es incluso el caso de la diputada Yarabí Ávila, presidenta de la Mesa Directiva del Congreso, y el coqueteo de otros legisladores con el gobernador electo, se pretenda cocinar al vapor 9 asignaturas con acuerdos oscuros y por debajo de la mesa. Tal es el caso del titular de la Comisión de Derechos Humanos del Estado, los magistrados faltantes del Poder Judicial del Estado de Michoacán, los consejeros del IMAIP, el contralor del tribunal administrativo, entre otros que han mantenidointerinato y la imposición de empleados como “cobros de cuota” a lo que el legislador señala no se prestaría en lo más mínimo. Lo cierto es que este “albazo parlamentario” huele que digo huele, hieda a corrupción.