• Altorre

Para el 2020 seguiremos teniendo un gobierno obeso con poca inversión: Cristina Portillo




Desde hace años, el Estado sigue siendo un aparato burocrático que gasta recursos de forma inercial


Morelia, Michoacán; a 26 de diciembre del 2019.- La diputada local morenista, Cristina Portillo, urgió a los poderes del Estado y a los municipios a generar una gran reflexión colectiva que permita dar un cambio de fondo a la forma en la que se maneja el presupuesto público de la entidad. “Es irracional que tengamos un aparato público que gaste casi 4 de cada 10 pesos en el pago de servicios personales y que apenas se invierta uno de cada 10 en obra pública y proyectos productivos”, señaló la legisladora.



“Si bien es cierto que los servicios que brinda el Estado van más allá de la infraestructura y que tienen que ver con seguridad, salud, educación, atención a grupos vulnerables, entre otros; resulta inadmisible que a pesar de que esta administración ha presentado con bombo y platillo supuestos planes de austeridad, la partida de pagos a la burocracia sigue creciendo año con año y la inversión pública no lo hace”, apuntó la diputada, quien se dijo preocupada por el hecho de que el presupuesto 2020 presentado por el ejecutivo contempla apenas un 1 por ciento destinado a este último rubro.



La legisladora morenista recalcó, que es urgente que se trace un gran acuerdo para reducir la burocracia estatal y que esto permita ir incrementando paulatinamente el rubro de inversión pública. “Se supondría que con la modalidad de los llamados presupuestos base cero, las finanzas públicas entrarían en una fase de rediseño que nos permitiría superar las inercias que traemos y revisar a fondo el funcionamiento de todas las áreas de la administración pública y los diversos programas, pero no ha sido así y no se ha podido revertir esta tendencia creciente de un aparato público obeso que invierte poco”, señaló.



Finalmente, Portillo Ayala dijo que buscará que se incremente el presupuesto a inversión pública en este año en la medida de lo posible. “La propuesta del ejecutivo supera apenas los mil millones de pesos. Debemos sentarnos con las áreas de finanzas para evaluar la posibilidad de retirar dinero a partidas superfluas y reorientar recursos a infraestructura que nos permita mejorar la competitividad del Estado y hacer crecer la economía”, concluyó.