• Altorre

“Por inconsistencias" ciudadanos se pueden amparar contra verificación: Abogados







Por: Molinero/Altorre


Morelia Mich., a 21 de Marzo de 2019.-Las "inconsistencias" en las que está sostenido el acuerdo administrativo para que los ciudadanos acudan al programa de verificación vehicular, podrían ser las que ayuden a las personas que decidan ampararse ante el acto de autoridad cuando la misma, haya actuado en su contra por no portar el holograma o por no verificar en la fecha en la que de acuerdo al calendario publicado le corresponda.



Aunque se ha manejado que el programa no es recaudatorio para la autoridad estatal, en efecto, para el estado no lo es, pero para los dueños de los verificentros sí, debido a que son los que se llevan la mayor parte de las ganancias pues el gobierno solo recibirá el costo de los hologramas por la aplicación de ese acuerdo en contra de los dueños de los autos.



Los abogados Jorge Álvarez Banderas y Gilberto Pedraza Escobar recordaron que el programa de verificación surge en la administración del entonces gobernador, Lázaro Cárdenas Batel donde en su momento, hubo polémica por la entrega de las concesiones para que los particulares puedan verificar los autos de los ciudadanos sin que en esa fecha hubiera una gran actividad, lo que generó quejas por las pérdidas que tuvieron los concesionarios ante la falta de sanciones que la autoridad aplicó hacia los que no verificaban.



Jorge Álvarez aclaró que del costo total de la verificación prácticamente lo recibe el particular toda vez que el Gobierno del Estado, solo recibe el ingreso por la venta de los hologramas y cuando el particular no verifique, se hará acreedor a una infracción y por ende, sería sancionado por la autoridad estatal, "y es ahí donde nosotros hemos venido señalando que será hasta que sea sancionado el particular, cuando podrá ir a un juicio de amparo".



Por su parte Gilberto Pedraza destacó que al leer detenidamente el acuerdo, "encontramos que existen por ahí algunas inconsistencias e incongruencias por ejemplo, que el ejecutivo del estado parte de un razonamiento equivocado por que los conductores que se encuentran exentos o que no están obligados a verificar, son las personas con discapacidad y los vehículos antiguos, y si recordamos que la finalidad de este programa es no contaminar el ambiente, la premisa equivocada estriba en que no por el hecho de que alguna persona tenga discapacidad, o por que alguien tenga un automóvil antiguo, no significa que su vehículo no va a contaminar".



Sostuvo que en el apartado de las sanciones también hay inconsistencias, entre ellas, "que se infraccionará a quienes no realicen la verificación dentro del plazo establecido por la ley, a los que sean sorprendidos manejando un vehículo que realice emisiones contaminantes o a los que no porten el holograma, en este tema, el ejecutivo del estado plantea una sanción mayor para los que no verifiquen en el plazo establecido, que para los que ya estén contaminando, es decir, si la finalidad es no contaminar, ¿por qué sancionar más a quienes no verifiquen en el plazo, que a los que vayan por las calles contaminando ostensiblemente?", se preguntó, y es ahí donde están considerados los errores por parte del ejecutivo del estado.



Finalmente los abogados invitaron a los dueños de autos que a partir del mes de mayo sean sancionados y quieran ampararse, acudan a la calle Ahuizotl 475 esquina con Avenida Rotarismo en la colonia Ejidal Ocolusen frente a la Escuela Secundaria Técnica 77 cerca de la entrada del túnel del Ramal Camelinas para que les puedan orientar respecto a los requisitos y los costos del amparo.